Entradas con la etiqueta ‘caldera’

Como sistema de calefaccion la caldera

La caldera
La mayoría de las calefacciones consta de una caldera, que puede ser central o individual, y que se encarga de proporcionar agua caliente a una red de radiadores conectados por tuberías. Esta instalación es la que proporciona mejores resultados y puede ser alimentada con casi todos los combustibles, existiendo modelos específicos para cada energía y otros policombustibles que, con unas ligeras modificaciones, son válidos para gasóleo, carbón, leña, etc. Si la fuente energética utilizada es el gas natural o el propano, lo mejor es contar con una caldera mixta que proporciona indistintamente calefacción para el hogar y un volumen ilimitado de agua caliente. Además, según los estudios realizados por la Organización de Consumidores y Usuarios, en comparación con otros sistemas, ésta es la forma más barata de obtener ambas prestaciones. Se comercializan dos tipos de calderas mixtas atendiendo a la manera en la que evacúan los gases de la combustión: las estancas o de tiro forzado, que disponen de tubos distintos para la entrada y la salida del aire, son más seguras y también más caras que las de tiro libre. Estas últimas para impulsar la combustión toman el aire de la habitación, lo que puede provocar peligrosas concentraciones de monóxido de carbono que se evitan si la caldera cuenta con un dispositivo de seguridad antirretorno de los gases. Este dispositivo es obligatorio desde principios de 1996. Por otra parte, si el encendido de estas calderas es electrónico, sin llama piloto, y el quemador se adapta a las necesidades térmicas de la vivienda, se ahorra energía.